viernes, 7 de abril de 2017

Allboys derrota digna con sabor a triunfo.

Años pasaron y aquí estoy nuevamente escribiendo y haciendo lo que más me gusta que es jugar al Basket.
No sé si tendrán que ir de la mano precisamente pero siento esa necesidad cada día después del partido de volcar toda esa info en un blog o en un papel…
Y hoy no es diferente a esos días, por el contrario siento ese cosquilleo de tener que contar algo antes de que estalle dentro mío.
No fue fácil volver, establecerse, confiar, en generar lazos, nuevas amistades y por sobre todo nueva pelota… 
Si siempre fue difícil retenerla y controlarla, ahora más, tal vez por el tiempo transcurrido entre Gualeguaychu y hoy o tal vez porque lleva tiempo acostumbrarse a un nuevo peso y textura.
Pero feliz de poder compartir este relato con amigos de la vida, amigos nuevos y gente que siente el Basket como uno. 
Hoy Allboys es nuestra casa, el lugar que nos albergó luego de definir que queríamos jugar, que teníamos todavía esa necesidad de apagar el fuego interno de botar el balón contra el parquet.
El juego una anécdota, bella derrota, y si tal vez el que leyó alguna vez estas cosas dirá… Este flaco se volvió loco, pero la camaradería con los rivales, con los jueces y con los propios compañeros todos luchando por lo mismo que era ganar fue sublime.
Desde el inicio fue un cotejo parejo contra el rival de turno que fue Estudiantil Porteño, y mención aparte para uno de los árbitros que ya pelado y viejo fue el primer árbitro que me dirigio en un partido oficial de Pre-mini en Imperio vs Hebraica. Dicho esto, (Federico Paty Morrone se estará riendo del dato de color) pero retomo y dicho esto, el mismo fue duro, ellos ya conformados de una base sólida y algunos refuerzos nosotros una unión de 2 camadas de 2 grupos con poco entrenamiento y casi sin conocernos. Al pobre Mauro lo llame Marcelo durante 1 cuarto entero jeje.
Recién en el 3er cuarto lograron sacarnos diferencias notables hasta llegar a 15 la máxima del partido.
El coach mando un equipo fresco y veloz a marcar todo el terreno y recuperar esos 15 para llegar a un final apretado, y así fue luego de 3 tremendos triples de Julio llevamos el match a overtime…
Imaginen para un gordito de 35 sin entrenamiento sin conocer a los compañeros sin correr así desde hace años la cara de feliz cumple que tenía jajaja
Si ya había sido todo, si hubiera terminado con esa definición en empate estaba bien. El público presente estaba contento y yo irradiaba felicidad de volver a estar en un momento de esos que solo pocos afortunados como yo podemos vivirlos.
Lo demás cómo les dije fue anecdótico ellos tuvieron más resto y se llevaron el juego pero que? Y si quien me quita lo bailado y los dolores que seguramente todos hoy tenemos. Nadie, y deben ser los dolores más hermosos del mundo porque nos sabemos vivos y sabemos que esto va mejorar y vamos a llevarnos partidos. Gracias muchachos por el esfuerzo y vamos por más. Vamos Albo carajo…!!!

No hay comentarios.:

Publicar un comentario